martes, 23 de junio de 2009

Libertad en deuda


¿Cómo osas llamarte a vos mismo una persona que vive en libertad, si insistes en encarcelar en el álgido calabozo del rencor, a esa sonrisa que podría ser libre sin pagar fianza, con sólo la orden que dé el chasquido de tus dedos?

1 comentario:

Adolfo Payés dijo...

Precioso..
Me gusta como entregas tus escritos, esencia misma de tu libertad..


Saludos fraternos con mucho cariño
un abrazo

Besos